top of page

Medicina aborígen

Mi contacto con las plantas y su sabiduría surgen gracias a Omar Riachi, maestro de la sabiduría Comechingon de los Montes de Córdoba, tuve la posibilidad de viajar y estar en un contacto cercano  durante 4 años con las plantas estudiándolas, tomándolas, experimentando su transformación y curación. El me enseño a conocerlas, identificar sus usos y reflexionar acerca de los orígenes de nuestras raíces, marcó un antes y un después en mi vida, generando cambios profundos, que vienen de mitos y creencias que modificaron nuestra naturaleza original. Un cambio de percepción y abordaje en el manejo del alimento y la salud desde un entendimiento biológico y fisiológico, natural. Hay una manera de tomar las plantas, sanarnos y crecer con ellas. El alimento se convierte en la gran medicina, despojándonos de mitos acerca de la enfermedad y sus curas. 

La sabiduría de aquellos que supieron estar en contemplación profunda de la naturaleza e interactuar con ella en un vínculo de amor, cuidado y respeto, han aprendido una forma eficiente de tomar las plantas, al ritmo de las estaciones y abordando de forma consciente y presente todos los aspectos del ser humano. 

La medicina aborígen me enseño que la salud se encuentra cerca de la tierra. Ella es nuestra gran sostenedora, proveedora y sanadora. En la medida en que nos acerquemos a la naturaleza, en cuanto a lo que comemos, principalmente, más salud encontraremos. Habitarla, respetarla y cuidarla, nos enseña a estar en el momento presente, aguardando sus ciclos, en contemplación profunda, estando, acompañando, en la ocupación de la supervivencia, alimentación y desparasitación ; el cuidado del territorio que habitamos y el manejo  de una comunicación directa y clara en el entorno con el que nos desarrollamos. Como humanos tenemos la gran responsabilidad de contribuir con respeto, cuidado y amor hacia la gran cadena biológica que forma nuestro ecosistema y del que somos parte. Originariamente Somos la tierra que habitamos. Todo viene de las plantas, son nuestras grandes maestras, el orígen de la consciencia. Cuando tomas una infusión de Yuyos, estas tomando la consciencia de esa planta, que te acompañará y guiara en su sabiduría. Ellas tienen la capacidad de percepción más profunda y refinada que puedas imaginar, pueden alimentarnos, sanarnos, y evolucionar nuestra conciencia.

 

Alimentos = Medicina

(Provenientes de la tierra)

 

Superalimentos

Sal de piedra local 

Grasa Animal y vegetal 

Espirulina

Chia

Quinoa 

Amaranto

Huevos 

Verduras Y frutas de estación 

Proteína animal pescado o carne evaluar procedencia

por maltrato y/o mala alimentación  

Toma de plantas 

Desparacitación 

Limpia de la sangre

Limpia de los filtros del cuerpo. 

Purgas del cerebro e intestinos.

Plantas lunares que regulan nuestro animo

Plantas de la consciencia

Sahúmos, para quitar el viento

Rape, Fumos, inca yuyo, para despejar las imágenes y conectar con el estar en el momento presente

 

El camino de las plantas es personal, vivencial y experimental.

Es el descubrimiento y fortalecimiento del  vínculo que cada uno de nosotros tiene con la tierra. 

Comparto mi experiencia para que aquellos que resuenen, puedan indagar de forma personal. 

Escuela de medicina aborigen Kallawaya http://kallawaya.com.ar/

Luna
Luna

Capilla del Monte

press to zoom
Montaña
Montaña

Capilla del Monte

press to zoom
Atardecer
Atardecer

Capilla del Monte

press to zoom
Luna
Luna

Capilla del Monte

press to zoom
1/17
bottom of page